domingo, 9 de junio de 2013

Natrix natrix.







La Culebra de collar  (Natrix natrix), es uno de los ofidios más abundantes en Asturias. Las numerosas salidas de campo hechas durante las últimas semanas, me permitieron recolectar algunos ejemplares. La variedad en los tonos de su piel, va desde ejemplares melánicos, a los verdes, pasando por diferentes tonos de marrón a marrón verdoso más o menos punteados  de manchas negras. Generalmente, cuando son adultos, carecen del collar presente en su etapa juvenil. Los grupos, pudieron disfrutar de ellos durante unos momentos mientras se les explicaba la biología de la especie y el importante papel que cumplen en la naturaleza todos los ofidios; después, se soltaban inmediatamente.

10 comentarios:

  1. Hola Arturo. Se te echaba de menos.A mí también me ha gustado coger las culebras y verlas de cerca y dejar que se enrrosquen en el brazo; luego, por supuesto, las he soltado. Por desgracia, su población va en descenso, al menos, por aquí. Esta no la he visto nunca. En mi comarca las más comunes son la de escalera, la de herradura y la de agua.
    Una buena labor, sin duda, la que hacéis enseñando a estos animales a los chavales y despertar en ellos su conciencia para su conservación.
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pini,
      Gracias por pasarte por aquí. Como sabes, no he tenido mucho tiempo para dedicar al blog, aunque he seguido pintando y, en breve, comenzaré a subir algunos trabajos que tengo que rematar.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Esto de atrapar ofidis con las manos,és un tema que todavia tengo pendiente de probar;muy bonitas las fotos,hacía tiempo que tenia ganas de hacer comentarios en tu blog,y es que hacía por lo menos un trimestre que no sabia nada de ti,yo también me he pasado una temporada inactivo en mi blog.Muy chulo esto de coger culebras!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por pasarte por aquí, Marc.
      El tema de atrapar culebras..., solo lo hago cuando hay por medio un motivo que lo justifique, en este caso, se trataba de un programa de educación ambiental. Cuando a los chavales se les muestra algún reptil o anfíbio, etc, al igual que se les explica un determinado ecosistema y, la necesidad de su conservación..., hay un motivo, si no es así, yo, nunca los molesto, además, hay que saber hacerlo, se les puede dañar... En esta época, por ejemplo, hay muchas hembras preñadas y manipularlas puede traer problemas para ellas. Lo mejor es disfrutar de ellas cuando se dejan ver.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Preciosa la culebra de collar, por aquí son mas comunes la bastarda y la de herradura. Importanticima la divulgación de estos ofidios pues aun se les tiene ese miedo irracional y supersticioso que tanto mal ha hecho a estos preciosos e interesantes animales. Se echan de menos tus dibujos. Saludos desde Ecija.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pablo,
      Que razón tienes cuando te refieres a la superstición y a los miedos tan comunes en la mayoria de la gente hacia los ofídios, de ahí, que queramos que los conozcan desde chavales y, destierren esa forma de pensar que forma parte de otras generaciones.

      Eliminar
  4. Hola Arturo, gracias por tu comentario a mi trepador, he estado ausente un poco en los comentarios de los blogs porque me metí en eso del facebook además de otras cuestiones, y la verdad, no hay tanto tiempo para tanta cosa.
    Magnífico este ofidio, preciosa la culebra de collar, yo he tenido la oportunidad de fotografiar últimamente la culebra bastarda y la culebra de cogulla, ésta última bastante difícil de ver por sus costumbres nocturnas y vivir bajo las piedras y bajo tierra. Son animales sobre los que hay que modificar el pensamiento que la sociedad tiene de ellos y debemos mirar por estas especies para que no desaparezcan y persistan pues son tan beneficiosas como cualquier otra para los ecosistemas.
    Bonitas las fotos y muy ilustrativas de que no son nada peligrosas estas culebras,
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan,
      Yo, soy reacio al facebook, la verdad es que con el blog y la actualización de la web si es que la acometo, tengo suficiente.
      Si hay algo que hecho de menos en Asturias, es la variedad de reptiles que hay por tu tierra.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Hola Arturo. Me gusta mucho esta entrada que haces sobre los ofidios porque la gran mayoría de la gente, nada más que intuyen su presencia suelen matarlas debido al desconocimiento e ignorancia, otras veces por superstición y estupided. Así que valga esta entrada para dar a conocer a estos bellos reptiles y su aportación en la naturaleza es totalmente positiva e indispensable para el equilibrio biológico de todas las especies. Las manejas estupendamente. Un abrazo, amigo.

    ResponderEliminar
  6. Hola Joacu. Ya sabes lo que me han gustado siempre estos bichejos.
    A ver si nos hacemos una ruta un día de estos sin prisas, y no como nos encontramos siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar